¿Se justifica la reputación de Catalina la Grande de hipócrita, reaccionaria, usurpadora y maníaca sexual?

"Me sonrojo por la humanidad". Ese fue el veredicto fulminante de Nikolay Karamzin sobre el reinado de Catalina la Grande.

Karamzin, quien, a principios del siglo XIX, escribió una historia amplia de Rusia, no ha sido el único historiador en desaprobar el comportamiento de la emperatriz desde que ella murió, en 1796.

¿Qué hizo Catalina para que Karamzin se sonrojara?

De todas las críticas en su contra, cuatro se destacan:

  1. que usurpó el trono ruso de su esposo;
  2. que era irremediablemente promiscua;
  3. que se hizo pasar por una monarca iluminada mientras hacía poco para mejorar el sufrimiento de los pobres;
  4. que persiguió una política exterior rapaz.

Es una lista tremenda pero, ¿resiste el escrutinio? Yo creo que no.

Share on Google Plus

About El Periodiquito Oriental

Ut wisi enim ad minim veniam, quis nostrud exerci tation ullamcorper suscipit lobortis nisl ut aliquip ex ea commodo consequat. Duis autem vel eum iriure dolor in hendrerit in vulputate velit esse molestie consequat, vel illum dolore eu feugiat nulla facilisis at vero eros et accumsan et iusto odio dignissim qui blandit praesent luptatum zzril delenit augue duis.

0 Comments:

Publicar un comentario

Saludos a todos

Dominicanos en el exterior