No es simplemente un agregador de noticias

Espaillat lamenta muerte niña en custodia

Miguel Cruz Tejada
NUEVA YORK.- El congresista dominicano Adriano Espaillat, designado coordinador del Caucus Hispano (bloque) en la Cámara de Representantes, dijo que la muerte de la niña indígena guatemalteca Jakelin Caal Cuz, en custodia de la patrulla fronteriza, es parte de la crisis de derechos humanos en la que se ha convertido la situación de miles de inmigrantes en Estados Unidos.
“Todo esto, se ha convertido en una crisis de derechos humanos, cuando se pierde una vida de una niña menor de edad, es algo dramático para nuestra comunidad”, dijo Espaillat.
Anunció que el Caucus Hispano en la cámara, está exigiendo una investigación clara y exhaustiva sobre el deceso de la menor de 7 años de edad, que venía acompañada por su padre.
El forense certificó que la niña, murió debido a un shock séptico y deshidratación, pero el padre negó la versión  oficial de la Patrulla Fronteriza, diciendo que él la cuidó dándole comida y agua suficiente.
La niña, sufrió de fiebres altas y desgaste que deterioran parte de sus órganos vitales, mientras estaba presa en una cárcel migratoria en el área de Texas, muriendo 12 horas después de estar en custodia de los federales.
Los paramédicos tuvieron que transportarla en helicóptero a un hospital de esa ciudad, con dos paros cardíacos. Espaillat, señaló que viajará en las próximas semanas a la frontera con otros congresistas para investigar el escenario.“Queremos una investigación profunda”, reclamó Espaillat. Los federales alegan en un comunicado que los patrulleros fronterizos, tomaron todas las medidas posibles para salvar a la niña, en las circunstancias más difíciles.
“Como padres y madres y hermanos, comprendemos el dolor que significa la pérdida de un niño”, agrega la declaración. La niña que había salido desde Guatemala, junto a su padre, estuvo varios días sin comer ni beber agua, intentando llegar a Estados Unidos, argumenta el Gobierno.
Cuz, es la segunda niña que muere en la frontera, después que hace algunos meses, otra menor contrajo una infección y pereció. Quince mil niños están presos en la frontera y sin sus padres, separación que el fin de semana volvió a justificar y defender el presidente Donald Trump.
Los abogados de la familia de la niña aseguran que no hubo falta de comida o agua antes de ser detenida por los federales en la frontera.
Ella y su padre fueron arrestados el 6 de diciembre cerca de Lordsburg en el estado de Nuevo México, por agentes de la Patrulla Fronteriza.
Siete horas después, subieron a la niña en un autobús hasta la estación de la Patrulla Fronteriza más cercana, donde comenzó a vomitar.
Al final del viaje de dos horas, ella había dejado de respirar. Al sufrir un shock y deshidratación, el personal de emergencia revivió a la niña. El Departamento de Seguridad Nacional dijo que hay una investigación en curso.


Share on Google Plus

About El Periodiqui

Ut wisi enim ad minim veniam, quis nostrud exerci tation ullamcorper suscipit lobortis nisl ut aliquip ex ea commodo consequat. Duis autem vel eum iriure dolor in hendrerit in vulputate velit esse molestie consequat, vel illum dolore eu feugiat nulla facilisis at vero eros et accumsan et iusto odio dignissim qui blandit praesent luptatum zzril delenit augue duis.

0 Comments:

Publicar un comentario

Saludos a todos

Dominicanos en el exterior